Ir a Posada de Mantecona
 


Hoy he llorado
Por Anaratar
 
Estabas aquí frente a mi,
era de noche y de entre la oscuridad
se iluminaba tu cara llena de misterio,
yo sentado de rodillas frente a tí mostrandote
que mis manos eran las creadoras del arma
que tal vez ,no hubieras necesitado,
pero quisiste comprar.
No mostraba mi rostro ante tí, salvo cuando
te miraba de reojo y me enamoró
el reto de tenerte y poseerte.
Mi único gesto sin embargo fué alzar la daga
que te entregé a cambio de unas monedas
pues la profesión de Artesano era para lo que servía,
aunque mi corazón se negara a entregartela.
Sentía cerca de mi a tu corazón alborotado,
de como tu piel humedecida entre temor y sudor,
tus ojos brillantes de ira me revelaban que
intenciones tenías.
Quizás eso fué, tu mirada expresiva de fuerza ,rabia
y dolor lo que me empujó a obsesionarme y
a quererte en silencio, pues eras tú la que encendió
en mi la llama de mi instinto animal.
Una vez consegido el útil con el que saciar
tu venganza, te fuíste.
Yo aun inerte hice ademán de ordenarte que
te detubieras, pero el gesto quedó vacio de palabras
y te deje marchar.

Hoy me he levantado, he salido fuera como cada día
he abierto mi manta y puesto en ella las obras que
tanto daño habran causado al que estaba destinado a
recibirla contra su pecho ,como a mi tambien es
el daño que me está haciendo el habersela vendido
a aquella Elfa.
Ha oscurecido y no te he visto aún,estoy desesperado,
incluso me he quitado la capucha para verte y que
me veas, ya nada me importa más que volver a verte
pero no apareces.

Hoy he llorado.

Desconozco practicamente estos sentimientos, que
desde ayer tu desataste en mi.
Cuando era pequeño decian que todo lo que tenía
de inteligencia me faltaba de corazón. Hoy se que
te necesitaba.

Hoy he llorado.

Cuando he desenvainado las mejores y más caras
armas, que tanto tiempo y dedicación me costaron
y que hoy seran usadas por aquel que había creado
tales obras maestras.
He salido de la Ciudad y corro velozmente sin destino,
desorientado,pero guiado por mi corazón que roto
ha quedado cuando te he visto tendida en el suelo
junto a mi daga manchada de sangre.
Tengo tu cabeza entre mis manos y te miro con cariño.

Hoy he llorado.

Mis lagrimas han cubierto tus ojos,que se han abierto
bruscamente mientras me aprietas contra tu pecho
y me besas.
De repente cambia tu mirada a la misma espresión
de ayer, invadida de miedo y odio.
Noto como una flecha nos atraviesa, nos vuelve a unir
el destino al igual que ayer,solo que ahora,
hemos cerrado los ojos y has sido mia.










 
Anaratar
 
 
 

556 personas han leído este relato.

Haz click sobre las esquinas abiertas para avanzar o retroceder de capítulo

  

Comentarios al relato:
De: Suie
Fecha: 31-07-2006 Hora: 11:42
Muy bonito

Fecha: 03-07-2006 Hora: 23:25
A mi el formato no me desagrada. En este caso, más desarrollado que en el otro relato, empieza a resultar interesante. Retoma los cantares medievales. Pero ojo, que esas faltas ortográficas son demasiado gordas.

Fecha: 23-06-2006 Hora: 19:03
Hermoso... pero no parece un relato... no he cambiado de opinion respecto a tu individualidad... eso me dice que tengo la razón

Fecha: 19-06-2006 Hora: 01:09
Soy consciente de lo del formato, pero lo plasmo así pues me recuerda a las antiguas obras de teatro, que escribian la historia de una forma parecida la cual me atrae más que la convencional.Saludos gente

Fecha: 16-06-2006 Hora: 16:43
Sí, yo también creo que el formato es más de poema y que quedaría una buena historia si la escribieras más como cuento o relato. Revisa esas faltas de ortografía

Fecha: 15-06-2006 Hora: 21:40
Buen relato, con un final sorprendente, realmente inesperado. Me ha encantado. No entiendo por qué lo has puesto con forma de poema... Habría quedado también bien de la otra manera.

Nos vemos!

Fecha: 15-06-2006 Hora: 17:57